Inicio > Pequeñas historias de la vida diaria, Portugal > Pequeñas historias de la vida diaria (X)

Pequeñas historias de la vida diaria (X)

Amantes Anónimos

LOS AMANTES ANÓNIMOS

Puntuales como un despertador, al borde del amanecer cuando el cielo estaba quemado en llamas, eclipsado de aves y rodeado de una mariada de estrellas, escondidos y enlazados entre las sábanas húmedas de la primavera, en una pensión de mala muerte de Portugal, dos cuerpos encadenados golpeaban constantemente el muro que daba al cabecero de mi cama develando la tranquilidad de mi sueño.

Durante unos minutos dejaban de lado sus vidas “quizás insulsas quizás con hijos” para ser cómplices y pecadores. Sé por el sonido del transpirar de sus tráqueas que se  amaban como dos recién casados y que el misterio del amor los tenía como dos gatos en celo atrapados, en los placeres de la lujuria, estaban tan fuera de control hasta el punto de hacer temblar una habitación y no ser conscientes que molestaban a sus desvelados y atónitos vecinos .

Si os os soy sincero, nunca tuve el valor de llamar a su puerta y decir sin arrugarme “por favor, un poco de silencio y orden, coño”, simplemente mi mal sueño acababa en un abrazo fuerte a mi almohada y mis manos tapando mis ojos del haz de luz que desprendía el sol cada mañana, Aveiro tiene la luz más limpia y pura del mundo.
Pensándolo bien, ahora que escribo estas líneas creo que mi titubeo al llamar al orden era una reflexión infantil hacia el amor puro que sentía, “la imagen difusa de dos amantes encadenados para siempre en el amor”, todo indicaba a una luna de miel que apestaba en sus vidas, el descubrimiento a sabor a madera de los que empiezan a entender el buen vino, el idealismo ya desde los griegos de comenzar cada día haciendo ejercicio físico. Después de todo esto me imagino que les sabría diferente el café con leche y el ir al trabajo.

Quizá al acabar los conteneos y chillidos  observasen en el techo la lámpara haciendo vaivén como hacía yo a veces en mi hatitación, ese movimiento que  descifra no sé el qué pero te deja con el pensamiento vacío de telarañas. Como casi toda las veces en la vida, lo bueno para algunos es lo malo para otros, lo digo porque por suerte mía su pasión duraba minutos, menos de un cuarto  de hora. Luego todo volvía a la calma y yo podía dormir  tranquilo de nuevo, creo que ellos por miedo a que los vieran juntos cada uno salía por separado de la hatitación, lo sé porque lo delataba el crujido del viejo suelo de madera del pasillo, cada paso que daban alejándose el uno del otro para mí era releer Madame Bovary.

A veces pienso que la mejor forma de empezar una mañana de trabajo es “echando un buen polvo”,  lo que no sé si se besarían como novios  o simplemente se dirían un seco “hasta mañana”.

P.D.: Por si las dudas, está historia  es real.
  1. D.Sande
    octubre 13, 2010 a las 3:12 pm

    No sabría decir si se trataba de amor, o simplemente de puro y duro sexo,
    pero mientras subía las escaleras de mi portal tras salir de trabajar del Somerfield, escuchaba estruendos penetrantes con formas de gemidos, de una boca femenina con pinceladas de camionero,
    tampoco se me ocurrió llamarles la atención,
    porque como bien dices, la felicidad, aunque corta, es siempre felicidad…

  2. k
    octubre 14, 2010 a las 3:52 pm

    Carlos, no sabia que sabes o has oido de la frase, The days of wine and roses.
    The days of wine and roses laughed and ran away like a child at play.
    Los dias de vino y rosas se rieron y escaparon como un ninno jugando.
    Te envio las 2 mas populares o famosas versiones de este tema, tema de una pelicula clasica en el cine de US.

    Una cancion que es ya parte del vocabulario, una expresion que usamos cuando la pasion y el romance, lo tactil ya murio en las parejas.

    Mis alumnos Asiaticos en sus 15, 18 annitos, conocen esta cancion, la cantan y han visto la pelicula.
    Las culturas son vistas y seguidas en maneras distintas.
    Como tu sabes, nuestros padres aqui nos lanzan fuera del nido entre los 18 o 21 annos, siendo 21 ya tarde.
    Despues de los 21 aqui se considera jodida la realidad porque segun nociones, uno lleva con uno el equipaje ya empacado y cambiar habitos y ambientes paternales es dificil.
    En fin. En mi fam. mi madre y mi padre buscaron un apartamento para mi, lugar donde yo pagaria mis entretenimientos, mis gustos, preferencias, todo lo mio personal. El padre y la madre solo cooperan con el gasto del coche y la vivienda.
    Ellos me instalaron en un apartamento donde consideraban el ambiente estudiantil, ambiente “limpio”, sano. ;-DDDDDD
    Querian un ambiente sano para mi en mis 18 annitos. Joder, uno esta con explosiones hormonales y lo que uno busca es TODO, menos los ambientes “sanos”.
    3 dias despues, vino a mi apt. una mujer con una caja con chocolates y una tarjeta expresando el Bienvenir al complejo.
    Una mujer atractiva, vestida en total combinacion y simetria.
    Era mi vecina, despues conoci al novio. Inmediatamente note pulcritud, camisas almidonadas, ropa perfectamente, exageradamente combinada.
    El color de la camisa con la corbata con los calcetines y supongo hasta los calzones.
    Ella igual. Zapatos, maquillaje, pelo, tinte todo en combinacion. Esto en mis 18 era indicativo de manias organizadas.
    En su apartamento TODO combinaba y todo estaba tan limpio que podrias comer en el suelo.
    Era una pareja donde ambos eran agradables, divertidos, pero yo intuia que ellos tenian necesidad de alguien en medio, es decir alguna distraccion.
    Algunas veces ibamos a cenar o al cine juntos y yo como salero.
    Despues vino un matrimonio, el en sus 80s y ella de 67 annos. Me ofrecieron acudir a ellos en cualquier situacion que necesitase “ayuda”.
    Empece a oir ruidos y llantos y en aquella inocencia relativa que aun conservaba, pense, este hombre golpea a la mujer y siempre es en la noche.
    Hablo de la pareja de “ancianos”.
    Oia fricciones, gritos, llantos y confieso que senti temor las primeras noches, pense habria violencia, pense llamar a la policia.
    Luego empece a oir ruidos y llantos en el otro lado. Para terminar la historia, estaba yo entre dos parejas altamente en excesos, cada pareja en su estilo.
    Una pareja joven donde era raro oir u observar que habia lo sexual.
    La otra pareja el en sus 80s y ella 67 annos era aquello una variedad de fricciones, ruidos, sacudidas.
    Vivi en ese apt. 6 meses del contrato firmado y ya con mas colmillo busque otro que fuera de mi decision.
    Meses despues encontre al hombre en sus 80s solo en el super. La esposa habia fallecido y el YA tenia otra pareja, otra mujer.
    Lo felicite por no dejarse vencer y picaramente le dije: Ryan, I hope all your pleasures and impulses never end. Good for you. Congrats’….
    😉

  3. octubre 15, 2010 a las 4:28 pm

    Kiyoshi, por eso se dice que nada es eterno y a rey muerto rey puesto. Pues lo mismo pensaría el anciano este, además cuando me dices que forzaba o golpeaba a su mujer mucho no la debería de querer.
    Un abrazo grande.

  4. k
    octubre 17, 2010 a las 1:40 am

    Carlos, sera entonces que si es verdad que hay MAS misterio en el amor que en la muerte. 🙂
    En aquella experiencia que vivi, el matrimonio de los ancianitos siempre se veia contento, su apariencia fisica y psicologica lo ensennaba.
    Los golpes que oia eran en paredes y supongo la KAMA. 🙂
    La pareja joven es la que me intrigaba, imaginaba el se pondria corbata y ella guantes para el intercambio de
    “la pasion”. 😀

  1. No trackbacks yet.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: